Asturias en cada rincón de tu centro comercial

Irse de compras es toda una experiencia, es innegable que es una forma de relajarse y desconectar del mundo ajetreado que nos rodea. Por ello, qué mejor manera que ir a un centro comercial hogareño y que te sumerja en la Asturias profunda. ¿Te animas a descubrirlo?

Una arquitectura hogareña

ParqueAstur es un centro comercial que busca seducir a sus transeúntes. Su ambiente hogareño da la sensación que vas de paseo por una ciudad o pueblo, alejándote del típico centro comercial más impersonal. Aquí, te sentirás como en casa. 

Lo que pocos se han dado cuenta es que su arquitectura “anónima” contiene ciertos elementos del Principado de Asturias. Empezando por la entrada y fachada exterior, que nos recuerda la fachada de ayuntamientos de las ciudades principales de la región como  Avilés, Gijón u Oviedo. En cambio el interior de ParqueAstur transmite la sensación que paseas por el casco antiguo de un pueblo o ciudad. Cuyas paredes imitan fachadas de edificios llenas de color, que en cierta medida nos recuerda a Cudillero. Su techo translúcido hace que haya muy buena iluminación natural, haciendo olvidar que se está en un espacio cerrado. Y por último sus columnas y acabado ladrillo marrón nos recuerdan en cierta medida a un hórreo, trasladándonos al pueblo.

En estos pequeños detalles,  ParqueAstur representa en toda su esencia el amor por Asturias.

Una experiencia muy de Asturias

Desde luego que con una arquitectura que nos hace sentirnos como en casa en cada rincón que se recorre, hace que no olvidemos que estamos nuestra querida Asturias.

 

Un centro comercial que abraza la esencia de nuestra tierra sin dejar de lado la modernidad, innovación y la actualidad. ¡Aquí tenemos de todo! Estos nos permite desconectar de las rutinas exigentes de hoy en día, disfrutando del ocio y la mejor grastonomía, lo cual «ye muy prestoso» –tal y dirían los más asturianos– . 

ParqueAstur te permite dar un buen paseo entre las tiendas e incluso para hacer recados despreocupandose del impredecible clima asturiano. Luego una parada por la zona de restauración te permitirá darte un gusto y «dar la lengua» hasta las mil, como si estuvieras en el casco antiguo de una ciudad asturiana. Sin faltar un buen plan con amigos o familia, ya sea escalando, descargando adrenalina o jugando a los bolos. Y para aquellos que busquen algo más tranquilo, hacer un maratón de películas hasta arrasar la cartelera. 

En tu visita a este emblemático centro comercial obtendrás una experiencia 100% asturiana. ¿Te dejarás seducir por ParqueAstur?




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *